BitácoraProgramas

María Colores: “Me inspira hablar del amor, en su manera libre y profunda”

Un nuevo espacio de conversación en torno a la música se inauguró en Piratas del Rock. Pero no será un lugar cualquiera, La HERmandad será exclusivo para mujeres. Conducido por la periodista Valeria Ortega, el espacio debutó con una gran invitada: la cantante chilena María Colores, quien lleva más de 10 años de carrera.

La cantautora es multifacética: canta, pinta y además, pronto, tendrá su propia marca de ropa. Dice que el presente la encuentra sumamente motivada y con un proceso creativo a full. De hecho, en julio debería comenzar a grabar su cuarta placa, tras los trabajos Llamadas perdidas (2011), Me gusta la vida (2013) y Dejemos ir (2015).

Su canción Llamadas perdidas fue parte de la telenovela Peleles, dándole un alcance por todo el país. “Esa canción la grabé a los 29 años y no tenía mucha experiencia. Tocaba el piano, pero nunca estudié ni pensaba tanto las cosas. Ahora estoy en otra parada, pero siento que tengo mi propio estilo y una forma de cantar con autenticidad”, señala.

Su estilo camina por el rock, el pop y el folk, pero no escatima en innovar en otros estilos. Su voz es especial, cálida y natural. “Antes tenía una voz más diminuta. En cambio, ahora me gusta más, tiene matices y está madura. He ido conociendo más mi voz”, confiesa María Colores.

En su casa su madre la hacía escuchar bossa nova y jazz y creció con ese sonido. Sobre sus composiciones, dice que no está buscando algún estilo, sino que compone lo que le nace. “En julio voy a grabar mi cuarto álbum y será bien camaleónico, tendrá varios estilos distintos. Pero, al final, las canciones están escritas a partir de una guitarra o un piano. El resto se va vistiendo después”, expresa.

Inspiraciones y admiraciones

María Colores tiene 42 años, pero cuando era joven su primer concierto fue el unplugged de Soda Stereo en el Teatro Caupolicán. Quedó encantada con la performance de Gustavo Cerati. Además, desde siempre escuchó rock argentino, Fito Paéz, Los Piojos, Andrés Calamaro y Vilma Palma, entre otros.

En sus letras retrata al amor y al corazón. Dice que en cada suya sale la palabra corazón. “Me inspira a hablar del amor, en su manera libre y profunda, no sólo lo romántico. Me gusta hablar además de lo profundo de la vida”, se sincera.

“Me pasa que, de repente, tengo tanta creatividad y puedo componer una canción cada día. De hecho, el disco lo empezamos hace como un año. Al final, llega un punto, que el problema no es falta de canciones, sino que no sabemos cuál elegir”, admite María Colores.

La artista, con la música, ha vivido momentos felices, pero también ingratos. Ha sentido la discriminación por ser mujer y además, asegura, que ser artista en Chile y mamá a la vez, es un desafío titánico. “Muchas veces me he sentido, quizás no conscientemente, discriminada. Por ejemplo, después de sacar Llamadas perdidas me embaracé. O sea, hice mi carrera siendo mamá, eso ya te quita el 50% del tiempo”, confiesa.

Pero todos esos malos ratos y esos porrazos, le ayudaron a María Colores a ser la artista y la mujer de hoy. Con mucha más experiencia y con una voz madura, la artista chilena sigue abriéndose paso en una industria masculinizada. “De todo lo vivido, uno tiene que sacarle máximo provecho a la creatividad y las herramientas que uno tiene”, sentencia.

Revisa la entrevista completa a María Colores:

Relacionado:

La Renga tendrá dos fechas más en el estadio de Racing

Rodrigo Bravo

Vida: Tras años de espera, Ana Tijoux presenta su nuevo trabajo

Rodrigo Bravo

La banda Cursi No Muere trae el punk y el emo desde Argentina

Rodrigo Bravo

Deja un comentario